Árbol más grande del mundo fue envuelto en una manta para protegerlo de las llamas

Los bomberos dijeron que han utilizado ese material durante varios años en todo el oeste de EEUU para proteger de las llamas a las estructuras sensibles. Se espera que el fuego Colony alcance en pocos días al Bosque Gigante.

0
85
Banner

Bomberos han envuelto la base del árbol más grande del mundo en una manta resistente al fuego como parte de un esfuerzo para salvar un famoso bosque de gigantescas secuoyas antiguas de los incendios forestales que arden en la escarpada Sierra Nevada de California.

El colosal árbol General Sherman del Bosque Gigante del Parque Nacional de Sequoia, algunas otras secuoyas, el Museo del Bosque Gigante y otros edificios fueron envueltos para protegerlos contra la posibilidad de que se produzcan llamas intensas, dijo la portavoz de los bomberos Rebecca Paterson.

La envoltura de aluminio puede soportar el calor intenso durante períodos cortos. Los funcionarios federales dijeron que han utilizado el material durante varios años en todo el oeste de EEUU para proteger de las llamas a las estructuras sensibles. Cerca del lago Tahoe, algunas casas que estaban envueltas en material protector sobrevivieron a un reciente incendio forestal, mientras que otras cercanas fueron destruidas.

Se esperaba que el incendio Colony, uno de los dos que arden en el Parque Nacional de Sequoia y que lleva el nombre de la zona en la que se inició, alcanzara el Bosque Gigante, una arboleda de 2.000 secuoyas, en pocos días, según informaron los responsables del incendio.

Sin embargo, el fuego no creció significativamente el jueves, ya que una capa de humo redujo su propagación por la mañana, dijo la portavoz de los bomberos Katy Hooper.

Las llamas surgieron después de que un incendio forestal en la región matara el año pasado a miles de secuoyas, algunas tan altas como rascacielos y con miles de años de antigüedad.

El árbol General Sherman es el más grande del mundo por su volumen, con 1.487 metros cúbicos, según el Servicio de Parques Nacionales. Se eleva a 84 metros de altura y tiene una circunferencia de 31 metros a nivel del suelo.

El superintendente de los parques nacionales de Sequoia y Kings Canyon, Clay Jordan, subrayó la importancia de proteger los enormes árboles del fuego de alta intensidad durante una sesión informativa para los bomberos.

Se espera que un historial de 50 años de uso de quemas prescritas -incendios provocados a propósito para eliminar otros tipos de árboles y vegetación que, de otro modo, alimentarían los incendios forestales- en las arboledas de secuoyas de los parques ayude a los gigantescos árboles a sobrevivir al disminuir el impacto si las llamas los alcanzan.

Un “sólido historial de incendios prescritos en esa zona es motivo de optimismo”, dijo Paterson. “Con suerte, el bosque de gigantes saldrá indemne de esto”.

Las secuoyas gigantes están adaptadas al fuego, que puede ayudarlas a prosperar liberando las semillas de sus conos y creando claros que permiten el crecimiento de las secuoyas jóvenes. Pero la extraordinaria intensidad de los incendios -alimentada por el cambio climático- puede abrumar a los árboles.

Eso ocurrió el año pasado, cuando el incendio de Castle acabó con lo que los estudios estiman que eran entre 7.500 10.600 grandes secuoyas, según el Servicio de Parques Nacionales.

Árbol más grande del mundo